Cinco consejos para una novia embarazada

Siempre que pensamos en un vestido de novia lo primero que nos viene a la mente con esos vestidos de corte sirena, ajustados, marcando cintura, sólo para novias delgadísimas y con cinturas de avispa. Pero ¿qué elegir cuando te casas embarazada?

Foto: Pinterest

Foto: Pinterest

Antiguamente, las novias que se casaban embarazadas lo hacían antes de que se notara la barriguita, porque se casaban para no sentir la vergüenza de casarse en estado, tristemente ocultando la alegría que supone un hijo por el qué dirán. Hoy en día, afortunadamente, las cosas han cambiado y hay cada vez más novias que deciden casarse en un avanzado estado de gestación y lucir con orgullo su tripa premamá. Siento una profunda admiración por esas novias que se ven guapas, radiantes y felices el día de su boda, y por eso hoy quiero rendirles mi particular homenaje.

Foto: Pinterest

Foto: Pinterest

Pero ¿cómo elegir el vestido de novia perfecto? Aquí te enseñamos algunas claves que no debes olvidar:

1. El color del vestido

La tradición de vestirse de blanco la impuso la reina Victoria de Inglaterra en su boda con Alberto de Saxe-Coburg en 1840, ya que su vestido fue de ese color. Rápidamente se convirtió en el color de moda para casarse. Más adelante se identificó el color blanco como el color de la pureza y la virginidad, aunque anteriormente era el azul el color que se asociaba con estas virtudes, ya que era el color de la virgen María.

Foto: Google

Foto: Pinterest

Antes de 1840 y la boda de la reina Victoria las novias podían casarse de cualquier otro color, excepto el negro (color del luto) y el rojo (el color de las mujeres de vida alegre, ya me entendéis), por lo que ahora que los tiempos cambian y que cada vez vemos más novias con toques de color en su vestido aprovecha y vístete del color que más te favorezca, si te tachan de moderna podrás decir con seguridad que en realidad eres de lo más tradicional.

Foto: Pinterest

Foto: Pinterest

2. Las líneas fluidas son las más cómodas

El corte imperio es el más utilizado por las novias embarazadas. Es un tipo de vestido entallado en el busto, que eleva la línea de la cintura, por lo que hay espacio para una tripa algo más redonda de lo que en principio pensabas. Esta elección es ideal si no estás muy segura de qué talla tendrás el día de tu boda.

Foto: Pinterest

Foto: Pinterest

 

Foto: Pinterest

Foto: Pinterest

 

Foto: Pinterest

Foto: Pinterest

 

Foto: Pinterest

Foto: Pinterest

3. ¿Talla? ¿Qué talla?

Si aún así estás dudando qué vestido llevar, te recomiendo que hables con tu madre y con tu abuela. Pregúntales cómo fueron sus embarazos, si engordaron mucho o poco, porque tienes muchas posibilidades de parecerte a ellas, y si tienes una dieta similar lo más probable es que tu embarazo se parezca mucho al de tu madre y tu abuela. Tu madre y tu abuela son las mujeres que más te quieren, por lo que serán quienes mejor te aconsejen a la hora de encontrar tu vestido y a que te encuentres como pez en el agua con tu vestido de novia.

Foto: Pinterest

Foto: Pinterest

4. Los zapatos

Si eres fan de los zapatos de taconazo como yo esta parte igual no te entusiasma, pero tienes varias opciones disponibles. Los médicos dicen siempre que embarazada debes llevar zapato plano (las articulaciones están más laxas y tienes mayores probabilidades de dar un traspié y corres el riesgo de caerte). Aunque para un día especial puedes ponerte un poco de tacón, con lo que sentirás que eres más “tú”, pero acuérdate de llevar un plan B por si en mitad de la celebración sientes que necesitas un descanso para los pies.

Foto: Pinterest

Foto: Pinterest

 

Foto: Pinterest

Foto: Pinterest

 

Foto: Pinterest

Foto: Pinterest

5. Los complementos

Estás embarazada, pero sigues siendo tú, así que elige aquello que te siente bien: unos pendientes con un poco de caída alargan la cara y estilizan el cuello. Unos broches que te gusten para sujetar el velo o la mantilla – si llevas – o simplemente para adornar tu pelo. Tu anillo de pedida, que si no te cabe a estas alturas, lo puedes llevar en una cadenita alrededor del cuello.

Foto: Pinterest

Foto: Pinterest

 

Foto: Pinterest

Foto: Pinterest

Soy una fan absoluta de las flores en el pelo. Me gustan particularmente los tocados de flor natural olorosa, que envuelven a la novia y dan un perfume delicado y sutil.

Foto: Pinterest

Foto: Pinterest

Todas las fotos las puedes ver en nuestros tableros de Pinterest. ¿Necesitas más inspiración? Visita LBDA – La Boda Del Año

¿Te han servido estos consejos para novias embarazadísimas? ¿Eres tú una de ellas?